Incrementar la velocidad en un 20% provoca un aumento del 44% en el consumo de tu coche. Entonces, ¿qué podemos hacer para ahorrar combustible?

Vuelve septiembre y empieza nuevamente la rutina, lo que provoca que hagamos un uso del coche con mayor frecuencia. Por eso es importante tener en cuenta algunos trucos para poder ahorrar combustible y así mejorar poco a poco nuestra resentida economía tras el verano.

Por ello, esta vez os mostramos varios consejos para que los apliquéis en vuestro día a día y en vuestros próximos viajes.

¿CÓMO PODEMOS AHORRAR COMBUSTIBLE?

  1. En primer lugar, es importante planificar bien la ruta que vamos a recorrer con nuestro coche. Esto hará que lleguemos a nuestro destino de una forma más fácil, rápida y segura. Como es lógico, si elegimos el camino más corto, ahorraremos en combustible (siempre y cuando no haya un excesivo tráfico; en este caso, habría que replantearnos nuestro camino). Por lo general, por cada 10 minutos más de recorrido, se producirá un aumento de gasolina del 14%. Así, habría que replantearnos bien la ruta elegida para llevar a los niños al colegio o llegar al trabajo.
  1. Otro punto a tener en cuenta es mantener los neumáticos con la presión recomendada por el fabricante. La presión de los neumáticos de cada vehículo normalmente podemos verla en la tapa del depósito de combustible. Si utilizamos un neumático con una presión más baja de lo normal podemos aumentar nuestro consumo en un 3%.

ahorrar_combustible

  1. Al poner en marcha el vehículo no debemos pisar el acelerador para calentar el motor. Si bien es cierto que el coche necesita esperar un poco para calentarse, no se va a lograr dando pisotones al acelerador. De esta manera lo único que podemos lograr es malgastar carburante.
  1. Podemos comenzar a conducir lentamente, a unos 20 Km/h y así ahorrar un 11% de combustible. No debemos dar un acelerón nada más arrancar el coche. También tenemos que evitar los cambios bruscos de velocidad, ya que al acelerar un 20% la velocidad del vehículo aumentamos su consumo en un 44%.
  1. Debemos mantener la velocidad de forma uniforme, buscando fluidez en la circulación, evitando los frenazos, aceleraciones y cambios innecesarios. Frenar de forma suave y reducir la marcha lo más tarde posible.
  1. El aire acondicionado solo se debe usar cuando sea necesario. La Agencia de Protección Medioambiental de Estados Unidos, recomienda abrir preferentemente la ventanilla en trayectos cortos. Al circular por la autovía lo más económico será usar el aire acondicionado.
  1. También es importante controlar la temperatura ya que si el aire acondicionado está por debajo de los 20 grados, el gasto de la gasolina se incrementará un 20%.ahorrar-combustible
  1. Tener en cuenta el aceite del coche, pues el uso del tipo incorrecto puede provocar un aumento en el consumo de combustible en un 3%. En estos casos, lo más recomendable es acudir a nuestro taller más cercano para comprobarlo y cambiarlo si es necesario.
  1. Al detener el vehículo hay que tener presente que si dejamos de acelerar con una marcha metida, el consumo del coche será cero. Por ello, lo mejor es soltar el pie del acelerador cuando esté prevista una parada, por ejemplo cuando vemos de lejos un semáforo en rojo.
  1. Al hacer una parada más larga, lo mejor es apagar el motor y encenderlo cuando se retome la marcha.

Seguramente todos ya conocíamos muchos de estos consejos pero ¿realmente los ponemos en práctica a la hora de conducir? Es un buen momento para hacerlo y además mejorar nuestra conducción mientras cuidamos el medio ambiente y ahorramos combustible.

Dejar respuesta